¿CÓMO AYUDAR AL TDAH A PLANIFICAR SUS TAREAS?

Seguramente muchos de vosotros, trabajéis o conviváis con un niño o niña con TDAH, podáis ver que:

  • Resulta un suplicio realizar las tareas escolares con él/ella.
  • La mayoría de veces no trae los deberes, trabajos o exámenes anotados en la agenda y os volvéis locos pidiéndoselos a otros compañeros de clase.
  • Su trabajo es muy irregular: no tienen en cuenta la presentación.
  • Hacen sus tareas lo más rápido posible para acabarlas cuanto antes o pueden alargarlas tooooda la tarde.
  • No saben planificarse ni priorizar.
  • Piden constantemente supervisión. Si les dejas solos y vuelves pasado un tiempo, es posible que a veces, no hayan avanzado nada y los encuentres ensimismados mirando por la ventana… o viendo una mosca volar…
  • etc, etc, etc…

Resultados académicos: ya os podéis imaginar.

¿Os suena?

Seguro que sí…

Para poder ayudarles, es importante comprender por qué sucede todo esto.

Os cuento…

Tal y como plantea Russell A. Barckley, experto en este campo, el TDAH puede considerarse como un trastorno del desarrollo de la habilidad para regular el propio comportamiento y para prever el futuro. De este modo, el trastorno puede proceder de una hipoactividad de un área del cerebro que, según va madurando, nos proporciona mayores recursos para:

  • LA INHIBICIÓN DE CONDUCTA
  • LA AUTORREGULACIÓN
  • LA AUTOORGANIZACIÓN
  • LA PREVISIÓN

Estas capacidades nos permiten controlar las cosas del día a día a través de las cuales nos preparamos para el futuro, ya sea a medio o a largo plazo.

La carencia de las mismas afectará de forma significativa nuestra adaptación social.

Todas están tan interrelacionadas que las iré explicando en próximas entradas con más detalle. Hoy quiero centrarme en las dos últimas (autoorganización y previsión) y en qué podemos hacer para trabajarlas.

Si mínimamente conocemos el trastorno, podemos saber que existe un problema de base que hace que les cueste (no que no sean capaces) planificar y prever acontecimientos futuros. Poseen una gran influencia del momento presente y no siguen un plan.

¿Qué podemos hacer para ayudarles?

Supongo que “cada maestrillo tiene su librillo”, pero yo suelo darle gran importancia a enseñarles a planificarse, a gestionar su tiempo y a establecer prioridades. (Y esto no es algo que sólo le venga bien a un niño o niña con TDAH).

 Un ejemplo práctico

 Se realiza un calendario mensual en el que se le enseña al niño o niña a anotar todos los acontecimientos importantes del mes. En nuestro caso, relacionados con tareas escolares, trabajos y exámenes, para que tengan una visión amplia de todo aquello que tienen que realizar.

Después, se trabaja de forma semanal y se les enseña a clasificar las tareas en:

URGENTES: Tareas que debo realizar para mañana (por ejemplo: deberes).

IMPORTANTES: Tareas que, a pesar de no ser urgentes, debo ir haciendo ya (por ejemplo: estudiar para un examen que tengo dentro de 3 días).

PARA IR HACIENDO: Tareas que no son urgentes y tampoco importantes (al menos esta semana) pero es mejor que vaya haciéndolas ya para que no se me acumulen (por ejemplo: leerme un libro o un trabajo que tengo que entregar el mes que viene).

Con cada una de las tareas que deben realizar, es importante trabajar la previsión del tiempo que se va a necesitar con cada una de ellas.

 Por ejemplo: Tiene un examen de Ciencias Naturales la semana que viene. ¿Cómo prevemos cuánto tiempo va a necesitar?

 Podemos hacerle las siguientes preguntas:

  • ¿Cuántas páginas/temas son?
  • ¿ Has empezado ya a estudiar?
  • ¿Hay algo que no entiendas y que necesites que te expliquen de nuevo?

 En función de las respuestas, se le enseña a estimar el tiempo que necesitará para estudiar y se anota en el calendario mensual, para que antes de que llegue el día, lo vea y sepa que tiene que empezar a estudiar para ese examen esos días marcados.

 Es algo que comprenden muy bien, pero para lo cual van a necesitar mucha supervisión y ayuda. Así que no se trata sólo de enseñarles a ellos o a ellas. También hay que explicárselo a los padres para delegar en ellos esta responsabilidad hasta que el niño o niña pueda hacerlo por sí mismo/a.

 Una vez puesto en marcha, es muy posible que vosotros, los papis, os sentéis con ellos a hacer los interminables deberes diarios. Os doy un consejo: Ayudarle a prever el tiempo que va a necesitar con cada ejercicio y/o asignatura.

 O bien un reloj (si es más mayor) o bien una aplicación que marque el tiempo que queda para finalizar. Suelen tener problemas de percepción del tiempo y eso les lleva a alargar las tareas sin ser realmente conscientes de ello.

 Yo utilizo esta y funciona muy bien:

 

Es importante también valorar si es necesario un pequeño descanso (de 2 a 5 minutos) entre tarea y tarea. Y suele serlo.

Y si quieres seguir aprendiendo…¡Te espero en mi próxima entrada!

¡Sólo tienes que hacer click  aquí y suscribirte a mi blog!

O visitar mi página web: www.neuroteruel.com 

Referencias bibliográficas:

Barckley R. A. (1999), Niños hiperactivos. Cómo comprender y atender sus necesidades especiales. Ed. Paidós.

 

Comentarios en “¿CÓMO AYUDAR AL TDAH A PLANIFICAR SUS TAREAS?

  1. Nosotros planificamos los tiempos, tiempo de descanso antes de.., cuando acabes de tocar,Merendar, hacer… etc y costo al principio pero ahora ya no me hace falta decirle nada a la hora de hacer deberes o lo que sea, yo le digo los tiempos de cada dia y el los cumple, cuestion de habitos, poco a poco lo fui dejandolo hacer los deberes solo, para luego corregirlos juntos. Un saludo

Responder a María Benavent Cancelar respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *